fbpx

Anticoncepción definitiva, no hay vuelta atrás

La anticoncepción definitiva es un método permanente, adecuado para personas que están seguras de que no quieren tener más hijos. La esterilización se puede realizar a hombres y mujeres.

Antes de que te decidas por la esterilización debes ponerte en contacto con tu ginecólogo. Existen otras formas de anticoncepción de larga duración que son eficientes y, además reversibles, hay que considerarlas también antes de tomar la decisión.

Oclusión Tubaria Bilateral (OTB) o Salpingoclasia

Es un método de anticoncepción permanente o definitivo que se realiza en aquellas mujeres que tienen el número de hijos deseado y no quieren tener más embarazos, y que han recibido previamente consejería; este procedimiento de anticoncepción se realiza en la mujer después de un parto, aborto, durante la cesárea o en cualquier momento que la mujer decida no tener más hijos. Su efectividad es mayor al 99 por ciento.

  • Consiste en realizar una pequeña incisión quirúrgica, que se puede efectuar a través del ombligo en el momento inmediato a la atención del parto o a nivel del nacimiento del vello púbico; también se puede realizar durante una cesárea.
  • Para realizarla se pueden emplear diferentes tipos de anestesia, dependiendo de las características físicas de la mujer.
  • A través de una pequeña herida efectuada en los sitios arriba mencionados, se identifican las trompas uterinas, las cuales se cortan y se ligan para impedir el paso del óvulo y de los espermatozoides, evitando así el embarazo.

Ventajas

  • Su efectividad anticonceptiva es inmediata.
    • No interfiere con la relación sexual.
    • No interfiere con la lactancia.
    • No aumenta el periodo de hospitalización posterior al parto, cesárea o aborto.
    • No tiene efectos secundarios.
    • Tiene efecto protector contra el cáncer de ovario.
    • La recuperación posterior a la cirugía es rápida (siete días en promedio).

No produce

  • Cáncer.
    • Alteraciones del carácter.
    • Aumento de peso.
    • Menopausia prematura.
    • Disminución del deseo sexual.
    •  

Vasectomía sin bisturí

  • Método altamente efectivo, siendo su efectividad mayor al 99 por ciento.
  • Es un método anticonceptivo permanente o definitivo para el hombre que ya tiene el número de hijos deseado, y que recibió previamente consejería.
  • Consiste en una pequeña operación que se realiza sin bisturí con anestesia local, haciendo una punción en la piel de la bolsa escrotal por arriba de donde se encuentran los testículos, a través de la cual se localizan, ligan y cortan los conductos deferentes, sitio por donde pasan los espermatozoides.
  • La vasectomía sin bisturí sólo impide el paso de espermatozoides, los cuales se siguen produciendo, pero son absorbidos por el organismo.

Beneficios

  • Es un método anticonceptivo permanente.
    • No interfiere con la actividad sexual.
    • No hay riesgos inmediatos o a largo plazo para la salud.
    • No requiere hospitalización.
    • La recuperación es rápida, permitiendo regresar rápidamente a sus actividades habituales.
    • Es el método ideal en el hombre cuando su pareja presenta problemas de salud crónicos.

La vasectomía se puede efectuar en cualquier momento, siempre y cuando el varón tenga el número de hijos planeado, haya recibido consejería, en donde se enfatice que este método anticonceptivo es de carácter permanente o definitivo, y lo solicite de manera voluntaria a su médico.

No produce:

  • Impotencia.
    • Disminución de la libido (deseo sexual) o la cantidad del semen.
    • Pérdida de la capacidad para tener orgasmo.
    • Cáncer.
    • Enfermedades del corazón.

Acércate a tu clínica más cercana, y pide asesoría sobre los métodos anticonceptivos, seguramente encontrarás una alternativa para tus necesidades.

Ofertas

Proximamente

Proximamente las mejores ofertas