El mejor cuidado para tus dientes: la prevención | Farmacias Gi | Tu experto en genéricos

El mejor cuidado para tus dientes: la prevención Regresar

Luis Alberto Jara Ortiz, Cirujano Dentista

55-1962-9759

Consultorio: 55- 5601-3838

[email protected]

La edad adecuada para generar los buenos hábitos de higiene dental es de 1 a 5 años, sin dejar de insistir y supervisar dicha práctica.

“… Qué más quisiera que me hubieran derribado un brazo, como no fuera el de la espada. Porque te hago saber Sancho, que la boca sin muelas es como molino sin piedra, y en mucho más se ha de estimar un diente que un diamante…”. Miguel de Cervantes Saavedra.

A partir del nacimiento hasta después de la adolescencia, es cuando hay mayor afectación en los dientes, ya que es la etapa de mayor ingesta de carbohidratos, cambios hormonales, e higiene deficiente, además de la falta de un programa estricto en el control de las enfermedades.

De acuerdo con la Asociación Dental Mexicana (ADM), la caries ocupa el primer lugar dentro de las enfermedades bucales con una prevalencia del 95% en niños de primaria.

En México, la enfermedad de las encías ocupa el segundo lugar en jóvenes adultos, lo que ocasiona la pérdida temprana de dientes, debido a que en muchos casos antecede a la periodontitis (enfermedad que destruye el hueso que sostiene a los dientes).

La labor de los dentistas es por lo general reparativa, ya que la mayoría de pacientes acude al dentista una vez que tiene alguna molestia, lo cual repercute en el desarrollo de más enfermedades, así como en el detrimento de los órganos dentarios.

Se recomienda acudir al dentista periódicamente para una revisión más minuciosa, informar sobre los hábitos alimenticios y perniciosos (como el tabaquismo), antecedentes hereditarios que puedan dar mayores herramientas para un diagnóstico completo y un plan de prevención, el cual es de gran importancia porque proporcionará al paciente el conocimiento para evitar futuras molestias y lograr el mejor cuidado de dientes y tejidos bucales.

Indicaciones para mejorar la salud bucal:

  • Hacer un cepillado suave y repetitivo desde la encía en todas las caras de los dientes y cepillar la lengua desde la parte más interna hacia afuera con un movimiento unidireccional.
  • Tener un cepillo de calidad y del tamaño adecuado. Un parámetro sencillo es que la cabeza del cepillo debe abarcar el espacio que ocupan los 4 incisivos inferiores.
  • Utilizar hilo dental, cepillos interproximales y otros accesorios más específicos, dependiendo de las características que presente en boca.
  • Acudir a revisiones periódicas al menos cada 6 meses con su dentista.
  • En caso de tener dientes restaurados, es importante conocer el tiempo de vida funcional del material que se colocó y no rebasarlo, ya que eso provocará caries con mayor facilidad.
  • Si presentas alguna enfermedad sistémica o degenerativa, es importante que acudas con mayor frecuencia al dentista, ya que éstas pueden provocar el avance acelerado de las enfermedades bucales.
  • En el periodo de embarazo, la boca sufre cambios importantes, los cuales pueden agudizar algún problema ya presente o generarse alguno con más facilidad, por lo que se recomienda revisiones mensuales.
  • Los niños requieren supervisión y monitoreo de la higiene bucal por parte de un adulto.